Portavelas con troncos [Iluminación]

El lunes de Pascua es tradición en muchas poblaciones pasar el día en el campo en familia para comerse la mona. Durante los años de mi niñez creo que sólo falté a la cita campestre una vez, sin contar las de fuerza mayor que fueron por lluvia, y porque me lo impidió la fiebre. Me encantaba  ese día. A primera hora de la mañana cogíamos todos los bártulos domingueros: fiambreras, bebidas, mesas, sillas plegables, pelotas, cartas y cometas… y subíamos en coche al Corredor de Montnegre. Allí se reunían cientos de familias más.

Era un día de ” francachela y comilona” como dice el poeta y de juego, mucho juego. No faltaba el café en el bar, en mi caso el cacaolat,  la visita a la ermita y las peleas con mi hermano por el uso de la bicicleta compartida que mi madre resolvía con un contundente: “Ni para el uno ni para el otro”. Antes del atardecer regresábamos exhaustos pero felices a casa.

Si  tu también vas de excursión, te proponemos recoger los troncos que están caídos. Mira qué portavelas más rústicos a la vez que elegantes.

troncos reutilizados

Gracias por tus comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s